fbpx

Factor 360 y otras estafas piramidales de moda: ¿qué son y cómo prevenir caer en el fraude?

¿La frase “inviertes $25,000 y obtendrás $100,000 se te hace familiar? Esto es algo común dentro de las estafas piramidales y esquemas de “Ponzi”, mismas que están siendo cada vez más popular y más riesgosas en México; posiblemente te encuentres dentro de una —o se te ha hecho atractiva una— y no te has dado cuenta.

Las estafas piramidales y esquemas de “Ponzi” son un tipo de fraude de inversiones a gran escala. Los estafadores prometen enormes ganancias por medio de una supuesta inversión u oportunidad de negocio. Y, para alimentar esa ilusión, atraen a cada vez más participantes para que se incorporen a la operación.

Los esquemas piramidales no son algo nuevo, pues tienen su origen a principios del siglo pasado. Uno de los casos más recordados es el de Charles Ponzi, que en 1920 estafó a más de 10,000 personas de Nueva Inglaterra, Estados Unidos, al ofrecerles invertir en un negocio con rendimientos considerables.

Desde entonces, las estafas han sucedido en todo el mundo prometiendo ganancias exageradas en dólares, criptomonedas —como el bitcoin— o algún otro activo, como el famoso inversionista y financiero estadounidense Bernard Madoff, quien lo detuvieron en 2008, acusado de una estafa multimillonaria empleando un sistema del tipo Ponzi, es decir, usaba el dinero de los inversionistas nuevos para pagarle a los primeros, como sucede en las pirámides.

Estafas piramidales

Esquema de “Ponzi”

Los esquemas de “Ponzi” llevan el nombre de Charles Ponzi, un infame estafador de la década de 1920. La premisa fundamental de estas estafas sigue igual que hace más de un siglo: un corredor deshonesto promociona una inversión de éxito seguro, mediante la cual promete cuantiosas ganancias.

Su forma de operar puede implicar una estrategia secreta para poder retornar la inversión de formas exageradas o, también, hacer el uso de criptomonedas. Después de pasado algún tiempo, la operación podría parecer ser legítima porque incluso se pueden ver algunos pequeños avances o ingresos: el saldo que aparece en tus estados de cuenta va en aumento, e incluso puede ser que logres retirar alguna cantidad en efectivo. Pero lo que no sabes es que en realidad, el estafador se está quedando con la mayor parte del dinero. Al tiempo que va falsificando documentos y, para encubrir su engaño, utiliza los fondos recibidos de inversores nuevos para pagar a los ya existentes.

A medida que el estafador incorpora a cada vez más inversores, el engaño se vuelve cada vez más difícil de sostener. Sin embargo, mucho antes de que la estafa por fin se venga abajo, tu dinero ya puede que ya no exista y no lo puedas recuperar nunca.

Estafa piramidal

En las estafas piramidales también se prometen grandes riquezas de formas “muy sencillas”, mediante oportunidades de inversiones, la comercialización de productos y servicios (la más común son los diamantes, grupos de coaching o suplementos alimenticios). Los estafadores, ubicados en la cima de la pirámide, se acercan a posibles emprendedores, muchas veces por medio de las redes sociales, videos de YouTube, anuncios en internet y “ponencias” sobre temas financieros. Con el pago de una cuota inicial, estos “afortunados” inversores pueden sumarse al equipo que vende tal o cual maravilloso producto.

Sin embargo, el verdadero gancho son las enormes ganancias que los participantes pueden recibir si logran atraer a otras personas al grupo, gracias a las comisiones que se les pagan por ello. Se supone que la siguiente ola de reclutas agregará a más personas y así sucesivamente. Mientras tanto, los de arriba se van quedando con una parte de cada una de las comisiones generadas por los escalones de abajo.

Te puede interesar: Luz María, la “empresaria multimillonaria” es acusada por estafa en México

Muchas estafas piramidales se asemejan a las empresas multinivel (como lo es Avon, Herbalife o Natura), las cuales también implican la incorporación sucesiva de personas nuevas a la operación. Sin embargo, la diferencia fundamental es que una empresa legítima de ventas en multinivel se concentra en reclutar gente para que venda el producto a través de internet o por catálogo; mientras que los promotores de estafas piramidales ponen énfasis en el reclutamiento en sí y en la cuota que van a invertir para ingresar.

Una característica típica de las estafas piramidales es que sus directivos, al describir la actividad a que supuestamente se dedica la empresa —en muchos casos, por ejemplo, se habla de productos desconocidos, anuncios digitales y servicios “tecnológicos” no especificados—, usan términos rebuscados que suenan muy sofisticados, con el fin de ocultar el hecho de que la empresa en realidad no vende nada en absoluto. Y, al igual que las estafas Ponzi, las operaciones piramidales caen tarde o temprano por su propio peso; para que posteriormente los inversores se queden con los platos rotos y sin dinero.

Similitudes en las estafas piramidales y los Ponzi

Las características que son muy similares entre una y otra es que se centran en negocios que ofrecen remuneraciones muy altas y, hasta cierto punto, viéndose desde un punto de vista racional, son exageradas.

Pero, además de esto, existe otra similitud que vuelve aún más peligrosa esta operación fraudulenta, al volverla atractiva. Estos actos se cometen por medio de un “fraude por afinidad”. En pocas palabras, este tipo de “fraude por afinidad” hace referencia a que el estafador forma parte de un grupo muy unido, o se hace pasar por un integrante de tal grupo; por ejemplo, de una congregación religiosa, un grupo de caridad, una organización social o, incluso, de una propia familia o grupo de vecinos.

Se relaciona con respetados miembros del grupo y aprovecha esa confianza para convencer a otros de que las acciones fraudulentas que se encuentra haciendo, son legítimas y confiables para tener un ingreso seguro. Existe incluso quienes hacen referencia a que “no los invitarían si eso no fuera cierto“. Puede ser que el estafador disfrace la operación de un “club de inversiones” o “programa de regalos”.

Estafas piramidales y esquemas de Ponzi más comunes en México

Desafortunadamente, en México contamos con gran cantidad de estafas piramidales y esquemas de Ponzi que cada vez se hacen más presentes. Aquí podremos enlistar algunos de los grupos de estafa más conocidos en los cuales muchas personas han caído y afrontado las consecuencias que implica el estar dentro de estas sectas.

Factor 360

Factor 360

Una modalidad del proyecto es que es en círculos, los que participan son amigos, familiares o conocidos de mucha confianza.

Entre las primeras cosas que mencionan es son “gente buena ayudando a gente buena”. En esta secta financiera muestran el círculo dividido en varios colores: el primero es el amarillo, la primera fase donde las personas entran con una inversión de 24 mil pesos. Después le sigue el verde, donde los involucrados tienen que invitar a dos personas que hagan la inversión. Posteriormente se pasa al azul, donde se espera a que se siga juntando más gente para poder avanzar al círculo rojo. En este último es cuando se habrá llegado a la meta y recibes el pago del dinero.

Por si eso no fuera suficiente, las personas que recibieron su dinero quedan como asesores de las que van avanzando en el círculo. Ellas también reciben un pago de hasta 24 mil pesos.

Entre más gente se une a “las gráficas”, los asesores reciben 24 mil pesos de las personas que van llegaron al círculo rojo. Así que el dinero que mencionan que se gana no es del todo real, porque se tiene que repartir. También se hacen fiestas y ahí se entrega el dinero en una cajita o bolsa de regalo, para de esta forma hacerlo más creíble.

Aplicaciones de inversiones

Fraude piramidal como factor 360

Estas aplicaciones facilitan depósitos, transferencias y el tener una tarjeta de débito que se acepta en gran cantidad de servicios y negocios. También funcionan como brokers, es decir, a través de ellas se pueden comprar y vender acciones de empresas que coticen en las bolsas de valores.

Las apps de inversión invitan al usuario a invertir cierta cantidad de dinero y prometen multiplicarlo en determinado periodo de tiempo, esto comprando “cachitos” de acciones de alguna empresa famosa, como Amazon, Facebook, Spotify o Apple. Algunas ofrecen beneficios extra al usuario que consiga que otros se inscriban en la app.

Flor de la abundancia

Flor de la abundancia

La “flor de la abundancia” es una cadena de “inversión” o “ahorro” que se hace por niveles y pide a los nuevos participantes una cuota de entrada. Además, les pide invitar a sus amigos con la promesa de que así multiplicarán su inversión.

Hace unos años, el esquema de la flor de la abundancia se hizo muy popular en redes sociales. Muchos grupos en Facebook prometían a los participantes que ganarían hasta 8 veces lo que les costara el ingreso al esquema. El público principal era mujeres, madres solteras y trabajadoras independientes.

En una de sus modalidades la flor de la abundancia se componía de grupos de 16 personas, divididas en 5 niveles. El nivel más alto o el centro de la flor, es la persona que recibirá todo el dinero. Esta invita a otras dos a unirse.

Las dos personas reclutadas por el “centro”, deben conseguir a otros dos reclutas cada una, con un total de cuatro y esperar a que el centro salga de la pirámide para cobrar.

Estas cuatro personas deben reclutara otros dos, dando ocho en total. Al igual que las personas en los niveles más altos, deben darle el dinero a quien esté al centro de la flor. Y esperar, indefinidamente, su turno para poder recibir el dinero prometido.

Criptomonedas

Crptomonedas que son estafas como el factor 360

La criptomoneda, también llamada moneda virtual, es un tipo de moneda digital que solo existe electrónicamente. Generalmente, para comprar una criptomoneda se usa un teléfono celular inteligente, computadora o un cajero automático de criptomonedas. Las criptomonedas más conocidas son Bitcoin y Ether, pero hay varias marcas diferentes y continuamente se crean nuevas criptomonedas.

Las personas usan las criptomonedas por muchas razones, para hacer pagos rápidos, para evitar los cargos de transacción que cobran los bancos tradicionales o porque ofrecen algo de anonimato. Otras personas las adquieren como una inversión, con la esperanza de que aumente su valor.

En las estafas de inversiones en criptomonedas, constantemente prometen que se puede “ganar mucho dinero” con “riesgo cero”. Estas estafas suelen comenzar en las redes sociales, páginas de interés o en aplicaciones del teléfono. Estas estafas también comienzan con un mensaje de texto, WhatsApp, correo electrónico o llamada.

La forma en la que operan puede ser que un supuesto “gerente de inversiones” se comunica con la víctima inesperadamente. Le promete multiplicar su dinero, pero únicamente si la víctima compra criptomonedas y se las transfiere a su cuenta en línea. El sitio web de inversiones al que dirigen a la víctima parece real, pero es realmente falso e inseguro. Si se inicia sesión en la “cuenta de inversión” de esta página, no se podrá retirar el dinero a menos que se paguen altos cargos por retirar el dinero; algunas veces estos cargos tienen un valor mucho mayor del que se ha “logrado obtener”.

bHip Global

Estafas piramidales de productos alimenticios

El bHip Global es un fraude el cual se lleva a cabo a través de una empresa que opera opera mediante un sistema piramidal. El fraude comienza cuando los reclutadores hacen contacto con las personas a quienes les piden dar hasta 30 mil pesos por “productos milagro” y cursos los cuales son de hecho, prohibidos en algunos países.

Se han visto envueltos hasta jóvenes de 17 años, ya que todo comienza con un mensaje a través de Facebook donde se les pregunta a los usuarios si están interesados en ganar dinero por medio de la aplicación, una vez aceptando te hacen una cita en algún punto de tu ciudad. Los jóvenes suelen ser sus principales víctimas, ya que se venden como una empresa para jóvenes donde se puede ganar dinero fácil y rápido.

Después de asistir a diversos seminarios los cuales comienzan a tener costo a partir del segundo, los colaboradores de bHip dan “cursos” de publicidad por internet y sobre los productos que comercializan. Al tercer curso forman a los reclutados en grupos donde cada uno deberá integrar a cinco personas más y de acuerdo con la cantidad de productos que sus “empleados” vendan, será la cantidad que ganará el reclutado inicial.

Cabe mencionar que los invitados del reclutado también deben invitar a más personas, formando así la pirámide.

Ofertas de empleo en WhatsApp

Estafas piramidales de ofertas de empleo

Las ofertas falsas de empleo a través de redes sociales y mensajería como WhatsApp se han multiplicado últimamente, advirtieron expertos.

Es frecuente que se envíen mensajes de SMS o de WhatsApp a los teléfonos celulares con leyendas como “¿Estás buscando trabajo y tienes poco tiempo libre? ¡Te estamos buscando! Trabaja sólo 4 horas al día y gana 6,000 pesos a la semana. Pregunta por el Lic. Juan al número de WhatsApp: 55777777”, o también el más común visto últimamente que el Amazon está reclutando personal de tiempo parcial para ganar de entre $500 a $2,000 diarios.

Ofrecen unirse a una red de negocios, en donde se le pedirá a las víctimas cierto número de ventas y reclutamiento de más personas en internet para “seguir creciendo” y ganar más dinero.

Cuando los estafadores platican del panorama de ganancias y la facilidad de las actividades a hacer, podrán parecer una oportunidad que no se puede dejar pasar. Sin embargo, lo que no mencionan desde un inicio es que se tendrá que adquirir una inscripción (para pagar estudios, productos, servicios y gastos del reclutamiento), cierto número de productos, alcanzar metas irreales, entre otras cosas.

¿Cómo prevenir las estafas piramidales?

Hay algunas formas de detectar y prevenir este tipo de estafas que siguen aprovechándose de la necesidad de las personas. Si bien estas estafas algunas veces provienen de personas cercanas a nosotros que pudieron haber sido estafadas también, es necesario mantenernos alerta para evitar que nuestro dinero y nuestros ahorros se vean comprometidos por personas malintencionadas.

Algunos expertos dan consejos para poder prevenir cualquier tipo de mala inversión que pueda ponernos en una crisis financiera.

Sospechar

Sospechar de todos y de todo. Si durante la labor de convencimiento de los estafadores se ofrece un retorno de inversión muy grande, debemos evitar sentirnos tentados. En general no suelen ser negocios de confianza o simplemente, el esquema se volverá insostenible para los nuevos integrantes.

No importa si la persona que te invita es amigo o familiar, puede que a esa persona lo hayan convencido y le hayan hecho creer que las ventajas son reales, tal vez porque le proporcionaron algún pequeño beneficio o simplemente hubo un “lavado de cerebro”.

No dejarse deslumbrar

La plática de convencimiento puede hacerse en un hotel caro, un centro de convenciones de lujo, el director de la empresa puede ser millonario o la compañía que está reclutando puede aparecer en los medios de comunicación apoyada por artistas y famosos. Ninguna de estas cosas debe hacernos bajar la guardia.

Reclutamiento

Si en algún momento usan la palabra “reclutar” o un sinónimo o frase que haga alusión a ello, como “invitar a familiares o amigos”, eso es un sistema de estafas.

Pagar una cuota para ingresar

Esto aplica sobre todo para las ofertas de empleo que se ofrecen en redes sociales. Si durante la labor de convencimiento hay un puesto de vendedor, pero piden que se compre primero un número determinado de mercancías, para adquirir uniformes o equipo de trabajo o para realizar los procesos de reclutamiento, eso es una bandera roja.

Usar métodos de ahorro e inversión formales

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF) menciona que una de las mejores formas para invertir es utilizar instituciones financieras como Bancos, Cajas de Ahorro y Sofipos o cualquier otro instrumento autorizado y supervisado, en la que se tenga accesibilidad a otros servicios financieros como créditos y seguros. además de que se pueda ganar intereses, pero, sobre todo, el dinero esté protegido por un seguro de depósito. 

Total
8
Shares

Deja un comentario

Previous Post

Trasladan en helicóptero a recién nacida de Guerrero para ser atendida en el Instituto Nacional de Pediatría

Next Post

Emiten en Guerrero alerta de búsqueda por la desaparición de tres menores

Related Posts